Eclipse solar en diciembre: Si el clima lo permite podrá verse desde el extremo este de Tierra del Fuego

spot_img

El fenómeno se producirá el próximo 4 de diciembre y podrá verse tanto en el sur de Argentina como en Chile. En el caso de Tierra del Fuego, podrá verse parcialmente en el extremo este.

En 2019 y en 2020 se registraron dos eclipses solares que se vieron, más que nada, desde el sur argentino y en Chile. Ahora, este fenómeno se podrá ver nuevamente en ambos países en esta última parte del año.

Será el último del año y podrá verse tanto en el sur de Argentina como en Chile. Las zonas que disfrutarán de las mejores vistas serán parte del este de Tierra del Fuego, Argentina y del sur de Chile, Islas Malvinas, algunos puntos de Australia, Nueva Zelanda, Sudáfrica y Namibia.

Tierra del Fuego, por ejemplo, presenta un caso especial y es que si la meteorología lo permite y nos regala cielos despejados en la zona, se podrá ver un eclipse parcial débil solamente desde el extremo este de la provincia. Para esa ubicación el momento del máximo del eclipse parcial será luego del amanecer a las 4:42 am (hora local).

La totalidad del eclipse solar del 4 de diciembre de 2021 se extiende a lo largo de una de las rutas turísticas más populares y accesibles de la Antártida: justo al norte de las Islas Orcadas del Sur, a lo largo del Mar de Weddell, a través de la Península Antártica. La ubicación del eclipse a poca altura y a solo ocho grados sobre el horizonte sureste, promete un paisaje de icebergs con un impresionante eclipse solar detrás.

La próxima fecha, después de la mencionada, para que la tierra experimente otro eclipse solar de esta magnitud será en 2023, y recién en 2024 habrá otro que se verá en Estados Unidos y México. La Antártida, por ejemplo, no tendrá otro hasta 2039.

¿Qué es lo que se ve durante un eclipse solar?

Lo que se puede percibir a simple vista en un eclipse solar es un círculo negro con un anillo de luz a su alrededor, llamado “corona”. El cielo se oscurece y aparecen las estrellas. 

Los eclipses solares son posibles porque la Luna es 400 veces más pequeña que el Sol, pero el Sol está 400 veces más lejos. En el momento del eclipse, la Luna pasa entre la tierra y el sol, interfiriendo en su luminosidad haciendo que se haga de noche por unos minutos. 

spot_img

Autor

Compartir