El violento hilo de Twitter que la acusada de matar al nene en La Pampa le dedicó al padre de la víctima

spot_img

"Yo tengo lo que a él le falta", espetó y lo señaló por ser "provida", lo tildó de "idiota", "violento", "retrógrado" e "infeliz".

Abigail Páez está presa por matar al hijo de 5 años de su novia. El papá del nene denunció que lo golpeaban, pero la Justicia no actuó. Las mujeres dijeron que se había caído, pero el pequeño murió por una golpíza.

En octubre, la acusada de infanticidio publicó un hilo de Twitter cargado de odio hacia el hombre. Lo señaló por ser “provida”, lo tildó de “idiota”, “violento”, “retrógrado” e “infeliz”. Sostuvo que posteaba todo en sus redes sociales para que lo viera.

El violento hilo de Twitter de la acusada de matar al nene en La Pampa
Ahora si, seguí en tu gran mentira de ser el padre del año, cuando bien sabemos todos que no sos ni un poquito hombre, además de violento, un retrógrado e infeliz que como fracaso con el primer hijo lo descarto y ahora quiere aparentar nuevamente una familia ” feliz “

— Abi (@AbigailPaez26) October 7, 2021
Y encima de provida, idiota porque se la dan de amar la vida y lo primero que hacen es rechazar a sus hijos cuando ven que tiene una inclinación hacia algo que a ustedes mismos les da miedo enfrentar, aprende a quererte un poco y deja de hacer el RIDÍCULO

— Abi (@AbigailPaez26) October 7, 2021
De paso, paso a aclarar que esto lo escribo para qu3 lo veas, ya que taaan fan mio sos jajaja te mando un saludo y sinceramente espero que te vaya bien en la vida así no molestas más a mi familia, croto

— Abi (@AbigailPaez26) October 7, 2021
Magdalena Espósito Valenti y Abigail Páez fueron imputadas por el delito de “homicidio” en el marco de la causa donde se investiga la muerte de Lucio Dupuy, un niño de 5 años que fue violentamente golpeado y murió en el hospital Evita de . Ambas, de 24 y 27 años, permanecerán en prisión hasta la finalización del proceso. “Me entraron a robar, lo dejé solo dos segundos y el nene se cayó”, le dijeron a las autoridades. Todo era mentira.

spot_img

Autor

Compartir